Se realiza en aquellos pacientes que sufran enfermedades oncológicas o accidentes con secuelas estéticas de consideración con el objetivo de lograr una correcta funcionalidad y armonía estética. La misma, además, se realiza en pacientes con malformaciones congénitas (labio leporino, nariz leporina, fisura palatina) siendo ISOF centro de referencia de resoluciones de estas patologías complejas en el interior del país.